Delfina Gómez, candidata a gobernadora del Estado de México por Morena, PT y PVEM, se reunió con varias organizaciones campesinas del Valle de Los Volcanes, ante quienes se comprometió a instalar una mesa de trabajo para sus demandas para devolverle la productividad al campo mexiquense y presentó propuestas para el sector, el cual se rechazó que sea un “botín político”. 

“Los campesinos me han robado el corazón porque, a pesar de la gran necesidad y desatención padecen, siguen siendo generosos. Propongo que se haga una mesa de trabajo para darle seguimiento a todas sus demandas", apuntó la maestra Delfina Gómez, ante los agricultores.

Político MX, te recomienda: Elecciones 2023. Las frases que han marcado las campañas en el Edomex

Los campesinos de Amecameca vitorearon los proyectos de Delfina Gómez, quien indicó que promoverá el mercado regional para comercializar los productos que se producen en el Estado, pero dejó en claro, sin intermediarios y asegurando precios justos.

En la reunión con dirigentes y líderes del sector campesino de esta región al oriente de la entidad, la candidata morenista, la maestra Delfina Gómez aseguró que en su gobierno se le hará justicia al campo, resolviendo problemas como la grave necesidad de agua y fertilizantes.

Estas son sus propuestas para el campo. 

1. Señaló que solicitará más presupuesto al Congreso para dárselo al campo. 
2. También impulsará la producción con fertilizantes y capacitación.
3. Realizarán acompañamiento jurídico para establecer de manera formal la tenencia de sus tierras. 

Delfina Gómez añadió que el “Programa de Conciliación y Regularización Agraria”, como propuesta de su gobierno es para que todos los campesinos mexiquenses puedan regularizar la tenencia de sus tierras con el fin de atender el rezago en el campo e impulsar el desarrollo económico de la región.

Finalmente, Delfina Gómez agregó que se tiene la responsabilidad histórica de hacer este cambio en el campo, por lo que no se puede quedar en una buena intención, que se escuche su voz, porque el que manda es el pueblo.