Metropolitano
el_dato_chava_flores_foto_nota
Foto: Político MX Chava Flores, cronista urbano que le dio voz a CDMX
Vie 26 Julio 2019 15:45

Un cronista del pueblo y contador de historias, así se le conocía a Chava Flores, un cantautor que conocía de lo bueno y lo malo de Ciudad de México, de la cruda realidad, de las vivencias y carencias, de la alegría en medio de los sinsabores. A través de su música pintó el México de los barrios, de las vecindades, del Centro Histórico y de la pobreza. En esta nueva entrega de El Dato presentamos el perfil de Chava Flores un cronista urbano que le dio voz a la capital del país y a su gente, a través de la música y sus letras.

Nacido bajo el nombre de Salvador Flores Rivera en 1920, en el barrio de la Merced, Chava es quizá uno de los artistas con más conocimiento de la realidad del pueblo. Creció mudándose de una colonia a otra, de vecindad en vecindad, de la Peralvillo, a la San Rafael, de la Tacubaya a Coyoacán y así, solo así, pudo relatar historias, aventuras y hasta albures, a través de temas emblemáticos como “¿A qué le tiras cuando sueñas, mexicano?” o “Peso sobre peso, la Bartola”.

el_dato_chava_flores_grafico

Canciones emblemáticas con tintes de protesta


¿A qué le tiras cuando sueñas, mexicano?


Chava alude a aquellos que han soñado con ganarse la lotería o encontrar el tesoro de Cuauhtémoc, y es que supo bien que son millones los mexicanos que sueñan con ser ricos. Pero además, en medio de la letra de la canción se expresó una crítica al partido en el poder de aquella época: “Sigue soñando que el PRI ya no anda en zancos, que prestan en los bancos, que dejas de fumar…”.

Aquí un fragmento: “¿A qué le tiras cuando sueñas, mexicano?, A hacerte rico en loterías con un millón. Mejor trabaja, ya levántate temprano, con sueños de opio sólo pierdes el camión…”.

Peso sobre peso, la Bartola

Esta es quizá una de sus canciones más conocidas, en esta canción cuenta la historia de Bartola, quien debía pagar la renta, el teléfono, la luz y además guardar para el alcohol del marido y encima guardar el cambio. Esta fue, seguramente, una de las canciones más representativas de Chava Flores, pues la narración de la economía mexicana denotaba que cierto sector poco sabía de la devaluación.

Aquí un fragmento: “Tu no aprecias mis centavos y los gastas que da horror, yo por eso no soy rico por ser despilfarrador. Mira Bartola, ahí te dejo esos dos pesos, pagas la renta, el teléfono y la luz; de lo que sobre coge ahí para tu gasto, guárdame el resto para echarme mi alipús”.

Sábado, Distrito Federal

Chava Flores regala un recorrido por Ciudad de México con este tema, muestra el caos de la gran metrópoli, pero también las carencias, las pulquerías, los albañiles y “las fritangas”. Se trata de un retrato de un sábado en la capital del país, del ir y venir, de lo que él llama como “un desmoche”.

Así lo decía: “Desde las diez ya no hay dónde parar el coche, ni un ruletero que lo quiera a una llevar, llegar al centro atravesarlo es un desmoche, un hormiguero no tiene tanto animal”.

Principales tópicos


El cronista del pueblo hablaba principalmente de las penas, alegrías y carencias de los mexicanos, sus sueños, la idiosincrasia y ese eterno anhelo y lucha también por ser mejores.

Sus canciones, tan reales y versátiles, tocaban temas como el machismo, la miseria y también el hambre. Su inspiración, su fuente información siempre fue su pueblo, su gente, “sus alegrías son mías” decía.

Criticaba a la política


Chava Flores también criticaba la política, incluso ironizaba con que un ciudadano común no podía vivir en el Castillo de Chapultepec, y criticaba entonces que solo los presidentes pudieran alojarse en él. Además de criticar al PRI, como en su canción “¿A qué le tiras cuando sueñas, mexicano?”, el cantautor criticó a Ernesto P. Uruchurtu, regente del entonces Distrito Federal.

Conocido como “regente de hierro”, quien gobernó la capital por casi 15 años, opositor a los actos de corrupción en las dependencias del gobierno, además rechazaba el comportamiento “inmoral” de los capitalinos en los centros de diversión. Se negó a la presentación, en 1965, de The Beatles y además estaba en contra de la construcción del Metro y de las manifestaciones.

Su retiro

Chava Flores anunció su retiro en 1983, los medios de aquella época reportaban que el cronista musical había perdido la voz y es que, dijo, sin ninguna preparación artística, nunca supo que debía cuidarla. Finalmente falleció el 5 de agosto de 1987, a la edad de 67 años, víctima de un paro cardiaco, luego de una batalla contra el cáncer.