Estados
YUNES_cuitlahuac__notas19240518.jpg
Cuartoscuro Yunes Márquez y Cuitláhuac García polarizan Veracruz
Jue 24 Mayo 2018 18:45

Si un estado es clave en este año electoral es Veracruz. No solo porque es su primera elección concurrente con el proceso federal, y hará que ahora se tenga un gobernador de 6 años. La contienda local se cruza y se refleja con la batalla por la presidencia; es decir, pese al empate técnico que reportan las encuestas entre Miguel Ángel Yunes Márquez y Cuitláhuac García, dependen de lo que pase en la lucha por Los Pinos, como ésta requiere de los 5.6 millones de votos veracruzanos.

Lo primero llama la atención es lo cerrado de la contienda. Las encuestas serias reflejan una fotografía del momento electoral de auténtico “empate técnico”; la más evidente es la que publicó recientemente “Reforma” donde coloca a  Yunes Márquez, de la coalición PAN-PRD con un 43 por ciento mientras que García Jiménez, de “Juntos Haremos Historia” obtiene el 42 por ciento.


Observadores de la realidad política local señalan que para destrabar dicho empate, ambos aspirantes dependen de lo que pase con sus “jefes políticos” virtuales. Lo que ocurra en estas semanas con el actual gobernador Miguel Ángel Yunes Linares impactará sobre su hijo de sangre y político Yunes Márquez; en el mismo carril, Cuitláhuac vive y crece por el "efecto Andrés Manuel”.


Se advierte que ni Ricardo Anaya ni José Antonio Meade son factores reales para mover la “balanza de votos”. Porque puede darse un fenómeno todavía más complejo y difícil de detectar: el voto diferenciado. Tres posibles escenarios se marcan:

- Si todos los que decidan votar por AMLO también lo hacen por Morena en el estado, el hijo del gobernador no tendrá opciones.

- Muchos de los que piensan votar por Miguel Yunes Márquez no lo harían por Ricardo Anaya.

- Un buen porcentaje de los “pro-AMLO” podrían no sufragar por Cuitláhuac García.

Incluso hay quien especula que Miguel Ángel Yunes Linares está en una disyuntiva: cumplirle a Ricardo Anaya en la elección presidencial y generarle un buen caudal de sufragios, o cuidar “la parcela local” para que su hijo llegue al palacio de gobierno de Xalapa. 


Es el propio Cuitláhuac García quien advierte que Yunes Linares  “sabe que su hijo no sube y nosotros estamos remontando”;  de plano planteó una “traición” del mandatario estatal hacia el candidato presidencial Ricardo Anaya. En este camino se hacen señalamientos continuos de presunta compra de votos y uso de recursos públicos por parte del gobierno local.


Aunque Yunes Márquez no ha “mordido el anzuelo” de este asunto, sí ha señalado que los municipios con mayores problemas de inseguridad son los que gobierna Morena; de manera particular lo hizo en el primer debate donde señaló a los alcaldes de ese partido como incapaces de resolver el tema.


Es así que si bien la “polvareda” de la lucha por la Presidencia no ha permitido ver lo que pasa en los estados, en Político.mx damos cuenta de la lucha encarnizada en un estado como Veracruz que puede ser la llave para instalar al nuevo inquilino en Los Pinos… o donde guste vivir el próximo presidente.

AMLO enfoca sus baterías de campaña en Veracruz