Corrupción en el IPN: Empresa de familiares de Vicente Fernández señalada de pertenecer a red fantasma

La investigación señala a la Sedena por entregar casi 100 millones de pesos a dicha red de empresas fantasmas.

Corrupción en el IPN: Empresa de familiares de Vicente Fernández señalada de pertenecer a red fantasma
La red de corrupción está presuntamente ligada a la familia de Vicente Fernández.
Foto: Cuenta de Facebook del IPN

Una investigación realizada por la organización civil Tojil reveló que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) hizo entrega de casi 100 millones de pesos en múltiples contratos a proveedores que pertenecen a una red de 84 empresas fantasma, las cuales aseguran que se han enriquecido con recursos del sector salud pese a no contar con capacidades humanas ni de infraestructura para hacer lo que facturan. 

Familiares de Vicente Fernández en red fantasma

En dicha investigación, apuntan que Javier Tapia Santoyo, jefe de administración del Instituto Politécnico Nacional (IPN) está involucrados en el esquema de triangulación de recursos públicos

De igual manera, afirman que entre algunos de los otros accionistas de dichas empresas se encuentran servidores públicos y celebridades, incluyendo familiares de Vicente Fernández, así como también otras celebridades, prestanombres y ejecutivos de la industria farmacéutica y pornográfica.

En el documento, que fue llamado “El Clan Biomédica: negocios, corrupción y complicidades detrás de la mayor empresa fantasma”, detallan que la empresa se llama "Interacción Biomédica" y aseguran que es "la mayor empresa fantasma o 'facturera' de la que se tenga registro en México". 

Político MX te recomienda: Corrupción en el IPN: Instituto contesta sobre red de desfalco ligada al funcionario Javier Tapia Santoyo

Asimismo, señalan que dicha empresa fue declarada oficialmente como fantasma desde 2017, y que aún así, por sí sola, ha recibido más de 1 mil 700 millones de pesos del erario público. 

“En esa red hay proveedores que han recibido recursos públicos como Interacción Biomédica S.A. de C.V., una empresa declarada oficialmente como fantasma desde 2017, y que por sí sola recibió más de 1 mil 700 millones del erario. Esta, a su vez, se conecta por transferencias, accionistas, apoderados, domicilios o notarios con otras”, detalla la investigación. 

Sobre Javier Tapia Santoyo informan que, actualmente, se encuentra bajo investigación de la Fiscalía General de la República (FGR) por enriquecimiento ilícito, pues este fue denunciado directamente por Raquel Buenrostro, actual titular de la Secretaría de Economía.

Además, explican que los recursos públicos que "Interacción Biomédica" ha recibido provienen, principalmente, del sector salud. Pese a lo anterior, y como se menciona al principio, también existe dinero de otras dependencias, específicamente, de la Sedena, quienes aseguran que han encargado la adquisición de servicios de todo tipo, incluyendo equipos médicos. 

En el reporte, indican que en 2019, la Sedena adjudicó un contrato por más de 4 millones de pesos a la empresa SEFIBRA, cuya accionista es Fernanda Valenzuela Del Olmo, esposa de Tapia Santoyo. 

Ante esta situación, Tojil afirma que envió a la Sedena una solicitud de información para verificar el cumplimiento de los servicios que dicha empresa le prestó. Sin embargo, la respuesta que recibieron señala que "no localizaron expresión documental que atienda a su solicitud". 

“Los recursos asignados por Tapia Santoyo se han entregado a cambio de bienes y servicios que, como se documenta en esta investigación, en realidad no se prestaron o se realizaron en condiciones que terminaron por afectar a la población. En algunos contratos, las autoridades competentes consultadas ni siquiera encontraron los expedientes con información de los entregables”, apuntó la investigación. 

Tojil explicó que, en suma, y en números exactos, Interacción Biomédica junto con las otras compañías que detallan en la investigación han obtenido 3 mil 391 millones, 757 mil 895 pesos de 19 entidades públicas.