Tras las reservas que ha generado la presentación del Plan Ángel, Marcelo Ebrard defendió su propuesta de seguridad y aseguró que no invadía la privacidad ni violaba los derechos humanos. 

Político MX te recomienda: Adán Augusto propondrá mesa de diálogo con 'corcholatas' por espectaculares

El excanciller, durante un mitin en la plaza central de Celaya, Guanajuato, fue entrevistado por reporteros quienes lo cuestionaron sobre su más reciente propuesta de seguridad, la cual plantea el uso de tecnologías de avanzada para la impartición de justicia.

Ahí dijo que temores similares se vivieron cuando durante su gestión al frente de la capital, se instalaron las primeras cámaras de seguridad en el Distrito Federal y aseguró que en los últimos 15 años no se han registrado casos de invasión a la privacidad.

No hay que tenerle temor a la tecnología, simplemente fijar cuáles son los límites que debe haber, entonces no se pretende invadir tu privacidad”, argumentó.

Por otro lado, dijo que no había un debate de derechos humanos, “más bien veo la posibilidad real de que México se coloque a la vanguardia de todos los países del mundo”.

Igualmente dijo que no representaría un gasto importante para el erario público, pues no costaría más del 7% del presupuesto actual que se destina a la seguridad pública añadiendo que ya se cuenta en las 32 entidades con al menos 23 sistemas de cámaras de vigilancia.

Su Plan Ángel propone la implementación de 7 tecnologías: reconocimiento facial, identificador de armas, reconocimiento morfológico (patrones de comportamiento), rastreadores de vehículos, uso de drones, cámaras inteligentes y homologación de bases de datos por medio de una inteligencia artificial.

Por las cuestiones del uso de cámaras, reconocimiento facial y morfológico, se ha dicho que el plan de Ebrard Casaubón es una grave violación a los derechos humanos y podría criminalizar poblaciones.