Estos son los 12 motivos por los que ladran los perritos

Primero que nada es lo normal, lo fisiológico y debe ser respetado y comprendido.

Estos son los 12 motivos por los que ladran los perritos

Antes de reprender a nuestro perro cuando ladra conviene saber por qué lo hace para entenderlo mejor y de esa forma optimizar nuestra relación.

Lo patológico es el ladrido compulsivo y sin un sentido práctico real y es ése un signo clínico importante de que algo funciona mal y que debe ser tratado.

Lo normal, lo fisiológico debe ser respetado y comprendido.

He aquí algunas de las circunstancias en las que un perro ladra y no debería ser reprimido:

1- Para comunicarse

El ladrido, si bien no es la forma más importante de comunicarse por parte del perro, sí es la elegida por el ser humano para hacerlo.

2- Por miedo

Es muy frecuente y, acompañado por otros signos corporales, es una manera de manifestar la presencia de una amenaza y de pedir ayuda a su manada.

3- Como invitación al juego

Resultan normales el ladrido y el gruñido a modo de solicitar participación en un juego.

4- En la caza

Los perros genéticamente seleccionados para la cacería, en algunos casos, ladran para avisar a los otros perros o al cazador.

5- Para avisar por alarma

El perro está ejerciendo la función para la que ha sido seleccionado, ladrando ante cualquier estímulo externo. Simplemente está avisando.

6- Por separación del tutor

Los perros, al ser animales gregarios y sociales, no quieren estar solos y reclaman compañía a través del ladrido.

7- Ladrido reforzado por el propietario

Si cuando nuestro perro ladra le prestamos atención, reforzaremos esa conducta efectiva y tenderá a repetirse.

8- Por demanda de atención

El ladrido para llamar la atención frente a una demanda concreta normalmente es reforzado y por eso se repite.

9- Ladrido territorial

Cualquier perro ladra como un modo de defender su territorio o sus pertenencias.

10- Por frustración

Del mismo modo que los bebés lloran o hacen berrinches cuando no alcanzan algo, los perros ladran en la misma circunstancia.

11- Por dolor

El dolor también puede manifestarse con el ladrido.

12- Como conducta repetitiva

El ladrido puede convertirse en la única salida al estrés y muchos perros en situaciones extremas de confinamiento inadecuado ladran de manera repetitiva y monótona, como deshaciéndose de la ansiedad que el momento y la circunstancia les causa.

*El Prof. Dr. Juan Enrique Romero @drromerook es médico veterinario. Especialista en Educación Universitaria. Magister en Psicoinmunoneuroendocrinología. Ex Director del Hospital Escuela de Animales Pequeños (UNLPam). Docente Universitario en varias universidades argentinas. Disertante internacional.

Con información de Infobae