El senador Germán Martínez, quien fue dirigente nacional del PAN, criticó el método del millón de firmas que propuso el presidente Marko Cortés a sus precandidatos, pues le parece que ya va tarde, es precipitado y podría poner en riesgo a los gobiernos de Acción Nacional ante un posible desvío de recursos. 

Político MX te recomendamos: ¿Nueva ruptura en Va por México? Firmas del PAN para presidenciables enfrentan a dirigentes

En el espacio de Ciro Gómez Leyva, para Grupo Fórmula, Martínez Cázares anticipó: “Yo digo que el método de un millón de firmas que se propuso, ese método no va a jalar, yo estoy seguro que los gobernadores del PAN no están de acuerdo con esto, es absolutamente riesgoso que se desvíe dinero para los gobiernos de los estados del PAN, (para) sacar firmas”.

A decir del senador el método de Marko Cortés, para reunir el millón de firmas “va tarde y que va precipitado”; además de que, dijo, “ha generado descontento” entre los aspirantes pues no se consultó con los aspirantes y aliados opositores. 

“Escuché al coordinador de la campaña de Lilly Téllez, al abogado Gil, decir que no se les consultó. Yo preguntaría si se le consultó a los gobernadores”, sostuvo.

“Es un método que ni siquiera define al candidato, es un método que ni siquiera abraza, que ni siquiera defiende Santiago Creel, para el que está hecho, así de clarito”, señaló Germán Martínez. 

Además reprochó que Marko Cortés haya hecho público el método sin consultarlo antes con los propios aspirantes y partidos de la alianza: “Es un método que no está hablado con los demás partidos y es un método en que el beneficiario es nuestro ‘brother’ ‘Alito’, él si jala, sí saca las firmas”. 

Germán Martínez llamó a que el o la candidata de la oposición se decente y mantenga la unidad del bloque opositor: “Hay que sacar un candidato o candidata decente, hay que mantener la unidad, entre todos y un programa social que le dispute la agenda social y de igualdad al presiente, líder descente”.