La Comisión de Quejas y Denuncias del Instituto Nacional Electoral (INE) aprobó por unanimidad aplicar medidas cautelares contra las “corcholatas” por el proceso interno de Morena.

El INE ordenó que los actos que realicen en relación con lo establecido en el acuerdo del Consejo Nacional de Morena en las fechas y plazos que ahí se precisan, en todo tiempo, se ajusten a los límites y parámetros constitucionales.

Además de que se deberán conducir acorde a los principios de legalidad  y equidad.

Debido a lo anterior los aspirantes a coordinadores de la defensa de la Cuarta Transformación tendrán prohibido realizar actos anticipados de campaña, hacer llamados al voto, así como declararse a favor o en contra de partidos.

De realizar algún acto no deberán tener objetivo de ser respaldados para ser postulados como precandidatos, además de que no deben presentar una plataforma de su partido para promoverse para algún cargo.

Morena deberá mandar al INE un calendario con los recorridos y actividades de las corcholatas, así como llevar un control de los recursos que se utilicen en su proceso interno.