INE realiza ajustes presupuestales para continuar con revocación de mandato

El INE redujo en 50% recursos a consejeros locales y distritales.

INE realiza ajustes presupuestales para continuar con revocación de mandato

La Junta General Ejecutiva del Instituto Nacional Electoral (INE) realizó ajustes presupuestales para poder llevar a cabo la revocación de mandato, prevista para el 10 de abril de este año. En ese sentido, se aprobaron modificaciones en Cartera Institucional de Proyectos entre los que se encuentra la reducción del 50% al monto de apoyos financieros a consejeras y consejeros locales y distritales; así como el tiempo de operación.

“Se aprobó la adquisición de la documentación y material electoral con elementos de seguridad para este ejercicio; la instalación y funcionamiento de los Consejos Locales y Distritales del Instituto, en los que se reduce el tiempo de operación y el monto de los apoyos financieros en un 50% a consejeras y consejeros; las actividades correspondientes en materia de integración de Mesas Directivas de Casilla, contratación y recontratación de Supervisores y Capacitadores Electorales en las 32 entidades de la República Mexicana, además de los sistemas y servicios informáticos y los simulacros que se realizarán para su operación”, destacó el INE en un comunicado.

Además, también se aprobaron modificaciones a proyectos específicos como:

  • La campaña anual intensa de actualización del Padrón Electoral
  • Emisión de la Lista Nominal de Electores con Fotografía para la Revocación de Mandato
  • Contratación de la plantilla de personal que apoyará en las actividades de verificación de las firmas de apoyo ciudadano que respaldan el ejercicio, presentadas en formatos físicos, de manera que se pueda cumplir con los plazos señalados en la ley
  • Operación de las Mesas de Control para verificar la autenticidad de los registros de las firmas de la ciudadanía enviados a través de la Aplicación Móvil  y dar garantías de audiencia a las y los promoventes.

Lorenzo Córdova, consejero presidente del Instituto Nacional Electoral, destacó que la organización de la revocación de mandato “significa hacer lo que el INE sabe hacer, pero con tiempos inéditos” ante el plazo de tres meses que se le dio a la institución; el cual se acortará ante las “distintas resoluciones y decisiones que se han ido modulando para la realización de un ejercicio inédito en el país”.

Por ello, consideró como “natural” que se tengan que tomar decisiones más allá de la planeación original, “como se dice coloquialmente en muchas ocasiones a mata caballo, y esto no es un producto de una mala planeación, es producto del diseño de una nueva figura que sigue como si fuera una elección pero que es distinta en muchos sentidos; para empezar, en los tiempos en los que se tiene que organizar”.

Por su parte, Edmundo Jacobo, secretario ejecutivo del INE, mencionó que si bien “aún hay incertidumbre sobre la realización de la Revocación de Mandato, porque falta que se pronuncie la Suprema Corte de Justicia de la Nación sobre el fondo de la definición de los recursos con que contará el INE, se trabaja para ir cumpliendo con la estrategia del plan y calendario con los recursos con los que cuenta el Instituto”.

Añadió que seguramente en próximas sesiones se volverán a abordar algunos de los proyectos aprobados.

“Conforme se vaya dando certeza a cómo vamos a operar, seguramente algunos de estos proyectos van a necesitar inyección de nuevos recursos o bien cancelación de algunas actividades; pero por lo pronto, con el horizonte temporal que tenemos, es importante que este órgano colegiado que es el que está facultado para ello, abra los proyectos y fondee por lo menos con los recursos que previsiblemente se van a utilizar en los en los próximos días y para que no retrasemos todo lo que estamos obligados a hacer en relación al ejercicio de Revocación de Mandato”, explicó el Secretario Ejecutivo.