Internacional
argentina_notas3140318.jpg
Notimex Diputados de Argentina avalan legalizar el aborto, pasa a Senado
Jue 14 Junio 2018 11:31

La Cámara de Diputados de Argentina aprobó este jueves la legalización del aborto en una jornada histórica que estuvo plagada por la incertidumbre y que significó un triunfo para el movimiento feminista del país sudamericano.

Después de más de 23 horas de debate, la ley que permite la interrupción voluntaria del embarazo sin restricciones hasta la semana 14 de gestación fue avalada con 129 votos a favor, 126 en contra y una abstención.

La decisión provocó la euforia de miles de mujeres que exigían la despenalización y realizaron una vigilia, y esperaron con paciencia durante toda la noche afuera del Congreso.

El proyecto pasará ahora al Senado para su ratificación o rechazo, pero si finalmente lo aprueba, Argentina se convertirá en el tercer país de América Latina en legalizar el aborto a nivel nacional después de Cuba y Uruguay.

Los diputados que apoyaron la legalización del aborto coincidieron en señalar que es un problema de salud pública y de derechos de las mujeres, no de moral ni de creencias religiosas.

Entre los argumentos en contra más llamativos está el del diputado Nicolás Massot, quien advirtió que ni siquiera durante la última dictadura (1976-1983) se atrevieron “a tanto” como despenalización la interrupción del embarazo.

La diputada peronista Ivana Bianchi advirtió que la ley impulsará “el tráfico de cerebros e hígados de fetos" ya que en Estados Unidos, Reino Unido y Francia “se pueden pagar hasta 100 dólares” por cada uno.

El diputado oficialista Alfredo Olmedo quien le pido al presidente Mauricio Macri vetar la ley si finalmente es aprobada.

Mientras que la diputada Sandra Castro comparó con el nazismo al movimiento feminista que impulsa la legalización de la interrupción voluntaria del embarazo. "El clima de muchas épocas fue el totalitarismo, el clima de muchas dirimió quién debía vivir y quién debía morir en campos de concentración", advirtió.

En la actualidad, el aborto es ilegal, excepto en casos de violación y de riesgo para la salud de la madre. Las mujeres que interrumpen su embarazo se enfrentan a penas de cárcel de entre uno y cuatro años.

El presidente Mauricio Macri se opone a la despenalización, pero en febrero decidió habilitar el debate en medio de una gran presión social. Desde entonces se ha mantenido al margen y se ha limitado a garantizar que respetará el resultado y no habrá veto presidencial.

La aprobación en la Cámara de Diputados es histórica, pero lograr que se convierta en ley en el Senado será mucho más difícil, pues muchos legisladores de las provincias del norte, más conservadoras y con mayorías sociales contra el aborto, ya han anticipado que votarán en contra.

Con información de Reforma.

Avanza el “sí” en el referendo de Irlanda sobre aborto