Congreso
8_diputados_jucios_politicos_notas_011019_ml.jpg
Fotos: Cuartoscuro.com

Diputados desempolvan los juicios políticos: ¿qué nombres aparecen?

Mar 01 Octubre 2019 20:40

De nuevo se abren las gavetas y se desempolvan los expedientes sobre juicios políticos en la Cámara de Diputados: rezagados desde 2003 son un total de 387 casos. La Subcomisión de Examen Previo se reactiva y pretende dar seguimiento, ahora sí, a los trabajos que quedaron pendientes desde 2017; y es que tan solo en la LXIV Legislatura se acumulan 31 nuevas solicitudes donde aparecen nombres como Luis Videgaray, Rosario Robles y Enrique Peña Nieto. Aquí el recuento de esta historia.

El proceso de juicio político está diseñado para cesar a quienes tienen un cargo por decisión de un órgano representativo o por el voto popular y que, debido a su inapropiada actuación, deben ser sometidos “a los principios del orden constitucional”.

Implica que la Cámara de Diputados se convierta en parte acusadora y el Senado en tribunal para fincar responsabilidades, en caso de que se sospeche de que un servidor público incurrió en una falta que haya dañado los intereses públicos fundamentales. La realidad es que se desdeñaron las solicitudes de juicio político durante casi 14 años, entre el 2003 y el 2017, lo que ocasionó que se acumularan 364 de estos procedimientos.


En febrero del 2017, los diputados miembros de la Subcomisión de Examen Previo recibieron un requerimiento judicial para que se pronunciaran sobre la procedencia de la demanda de juicio político que un ciudadano había interpuesto en contra del exgobernador de Chiapas, Juan José Sabines Guerrero.

Fue por ello que la subcomisión sesionó por vez primera en 14 años, el 1 de marzo del 2017; entonces desechó 109 solicitudes de juicio político porque los plazos de las mismas habían prescrito. La subcomisión volvió a reunirse 20 días después, el 22 de marzo, cuando sus integrantes desecharon otras 58 solicitudes también porque sus plazos ya habían vencido; en el aire quedó una reunión planeada del 10 al 14 de abril en ese año para abordar los 197 expedientes restantes.


Basta ver que en esta segunda década del siglo XXI se sumaban nombres relevantes que tenían tras de sí alguna petición de ese recurso:

- En octubre de 2014, el entonces diputado federal Manuel Huerta Ladrón de Guevara, del Partido del Trabajo (PT), presentó una demanda de juicio político contra Ángel Aguirre, entonces gobernador de Guerrero, a quien se acusó de perder el control de la gobernabilidad en la entidad.

- También se presentó una solicitud de juicio político en contra del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, acusado de evadir su responsabilidad al no investigar oportunamente el presunto asesinato de Arturo Hernández Cardona y otros perredistas, ocurrido el 31 de mayo de 2013.


- En 2017 fueron desechados casos promovidos en contra de personajes políticos ya fallecidos, como los exsecretarios de Gobernación Francisco Blake Mora y Juan Camilo Mouriño; el extitular de la SEP Alonso Lujambio; el exsecretario de Comunicaciones y Transportes Juan Molinar Horcasitas, y el exministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación Sergio Vals.

- Contra el extitular de la extinta SIEDO de la Procuraduría General de la República (PGR), José Luis Santiago Vasconcelos.

- Los de Miguel Ángel Mancera en su calidad de exprocurador del Distrito Federal


Uno a uno se volvieron improcedentes, pues ya no forman parte de la administración federal y por lo tanto no son sujetos de juicio político. Ahí radica buena parte del problema y de los que aún están por ser revisados.

En el más reciente corte, la diputada por Morena Rocío Barrera Badillo, presidenta de la Subcomisión de Examen Previo detalló que se tienen 387 casos, pues tan solo al concluir la Legislatura LXIII había 356 procedimientos pendientes.

Es así en lo que va de la actual existen 31 casos por dictaminar; se ha indicado que entre las solicitudes destacan las presentadas contra los exsecretarios de Relaciones Exteriores Luis Videgaray, de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, Rosario Robles y el expresidente de México  Enrique Peña Nieto.


Aseguró que todos estos asuntos serán revisados de manera exhaustiva, pero siempre vigilantes de que se respeten las garantías y los derechos humanos de los ciudadanos. Subraya que que el juicio político no será una herramienta de “vendettas políticas”, sino la advertencia de que hay una ciudadanía vigilante del trabajo de los servidores públicos. La trinchera vuelve a estar abierta.


Comienzan revisión de juicios políticos, caso Duarte será de los últimos