Congreso
pablo1200.jpg

Jueces tienen una deuda con la represión: Pablo Gómez

Mié 03 Octubre 2018 02:00

El exlíder del 68 y diputado federal, Pablo Gómez, atendió a Político.mx en su oficina del comité de decanos, en donde nos platicó sobre sus reflexiones sobre el movimiento estudiantil.

A partir de Tlatelolco se construyeron y destruyeron muchas cosas y tú fuiste actor principalísimo…

En el 68 iniciamos la lucha contra la represión, la lucha contra el presidencialismo despótico. Contra ese despotismo que aplastaba el ejercicio de las libertades democráticas. Entonces, el objetivo de las libertades democráticas era el movimiento. No tenía otro. Pero tampoco era menos su objetivo.

En estos 50 años también se ha estado luchando mucho por las libertades democráticas pero, por fortuna, hemos logrado avances significativos que en este momento nos permiten iniciar un cambio brusco y más profundo en el país. Pero también el del programa del 68, no se cumplió plenamente. La escuela sigue siendo autoritaria. La mayoría de las universidades no son democráticas a pesar de haber anidado al movimiento de los estudiantes por las libertades democráticas. Hay una gran cantidad de presos políticos todavía y los sindicatos, en su mayoría, no son democráticos. Tenemos un déficit en cuanto a los objetivos del 68. 

¿Qué falta, qué les falta?

A ver, si nos dedicamos a completar el programa de las libertades democráticas que fue iniciado por el movimiento del 68, nos vamos a estancar en una democracia formalista más de corte del Siglo XIX que del Siglo XXI, entonces tenemos que tomar un nuevo impulso y tratar de resolver el rezago haciendo cosas nuevas también: ¿qué es la democracia participativa? Es un sistema de consultas y de revocación del mandato. Todo asunto importante y trascendente puede ser consultado. No son asuntos técnicos ni siquiera construir carreteras o aeropuertos. Si un aeropuerto le va a costar a los contribuyentes 300 mil millones (de pesos), les podemos preguntar, ¿no? Sería lo correcto. En este momento no les podemos preguntar porqué quién convoca a una consulta constitucional todavía no está al mando del Poder Ejecutivo

pablo3.jpg

Pero además sentaría un un precedente que no necesariamente se va a seguir. Es decir, se consulta el aeropuerto pero no el tren (maya).

Sí se puede consultar el tren

Pero no lo tienen planeado.

Porque no hay una controversia. Es que también, se tiene que entender que la consulta no es cada vez que abres una calle. Aunque también para abrir calles puedes hacer consultas entre el barrio, en el barrio, donde vas a poner la calle. Estamos hablando de un sistema.

No de algo que buenamente la autoridad concede: te voy a preguntar porque soy bueno. No, ese sistema no lo queremos. Eso es lo que hemos tenido y es lo que no queremos. La consulta de contentillo: no.

¿No implica cambiar el entramado constitucional?

Ya empezamos a cambiarlo. Ya está á la consulta popular en la Constitución. El problema fue que la Corte se nos atravesó. Inventó algo para negar la consulta sobre la reforma energética, violando el texto de la Constitución y debido a una presión del Ejecutivo. ¿Por qué? Bueno, pues porque a fin de cuentas, la Corte no ha dejado de ser sumisa al Poder Ejecutivo, aunque presume de lo contrario. No es sumisa en asuntos que el Ejecutivo no está tomando parte, pero en cosas tan importantes como esa, ellos sabían que la mayoría la gente iba a rechazar la reforma energética. Lo sabían perfectamente. 

Ahora son mayoría, la podrían echa para atrás y no pareciera que vaya a suceder. 

Por desgracia, no. No tenemos dos tercios en las dos cámaras. Hay cosas que requieren dos tercios y esta es una de ellas. No está obligado el gobierno a aplicar la línea de la entrega de los yacimientos a las trasnacionales y eso es lo que se va a tratar de evitar. Y vamos a caminar por otro rumbo: por un rumbo de recuperar la producción de hidrocarburos y de refinados y derivados y una nueva política energética, porque el gobierno actual como el anterior fue llevando a la ruina a la industria petrolera nacionalizada. 

pablo2.jpg

¿La izquierda llegó al poder?

Si, claro. Naturalmente. ¿No es la derecha, verdad? Mira, se discute mucho qué es eso de izquierda porque hay mucha gente sectaria que dice: izquierda soy yo y estos no son yo, entonces no son de izquierda, ¿Entiendes? Es una manera pues sí sectaria y un poquito torpe de definir las cosas.

¿Cómo ves el futuro para México los siguientes años?

Es muy difícil. Yo creo que la izquierda no debe ponerse a la defensiva, la nueva fuerza gobernante debe dar no solamente soluciones a ingentes problemas o asuntos urgentes, sino debe tratar de establecer un sistema político realmente nuevo, porque el sistema político que estamos heredando es, digamos, una derivación del despotismo. No es una cosa completamente distinta al despotismo. Es algo mucho más moderado. Pero es dentro de ese rango: presidentes que toman la decisión más importante del país, sigue siendo así, pero lo hace en función de los intereses de los grandes poderes económicos. Los grandes poderes económicos son los que están en el poder a través del presidente y de su partido, eso no ha cambiado. Eso ocurrió con el PAN y con el PRI.

¿Y tú crees que va a cambiar con Andrés Manuel?

 ¡Claro! ¡Claro que va a cambiar! Porque esos grandes poderes económicos no son los que van a gobernar. No estoy diciendo que los vamos a eliminar pero no son los que van a tomar las decisiones. Debemos crear un sistema que permanentemente impida que esos grandes poderes vuelvan a tomar las decisiones.

¿Y no implicaría eso el fin de los partidos políticos como los conocemos?

Bueno, yo creo que como los hemos conocido, ya no existen, ya se acabaron. Ya todos han cambiado, la vida los ha llevado por otros rumbos y todos ellos están buscando algún sistema que pueda ser más permanente, más equilibrado, que los lleve a tomar decisiones menos circunstanciales. El PAN en su alianza con el PRD, demostró lo mismo que demostró el PRD con su alianza con el PAN, es decir, andaban haciendo un mercado de la política pero no estaban haciendo política. Les encanta el mercadeo.

pablo1.jpg

¿Traicionaron su esencia? 

No, eso no tiene importancia. Tu puedes cambiar de esencia, puedes cambiar de formas. El problema es que tú no puedes convocar a un país sobre la base del mercantilismo político.

O sea, convirtiendo la política en un negocio. Es lo que han hecho panistas y perredistas. El sistema del PRI, en cambio es el sistema del Estado corrupto, porque en todo el mundo hay corrupción, pero no todo mundo tiene un Estado corrupto. Estado corrupto hay en México. 

También hay mucha preocupación entre quienes ganan 30 mil y ahora van a ganar 15 mil.

No va a ser así, nadie que ganen 30 mil va a ganar ahora 15 mil. Si no es a la mitad partido parejo. Esa es una deformación de lo que estamos buscando (...) Entonces, hay que voltear la tortilla pero la gente que tiene esos salarios entre 8 y 30 mil o 40 mil pesos, no. A ellos no les vamos a afectar esos salarios. 

Regresando al 68, no habido cosa juzgada con respecto al crimen del 2 de octubre.

Eso es uno de los grandes fallas respecto del movimiento y de la represión y parece que el poder judicial no tiene ningún interés. Quiere seguir soslayando. Ese soslayo no es más no darle importancia y de no sentir que el Poder Judicial fue responsable de la represión.

Crees que en este gobierno haya oportunidad de que conozcamos…

Pues no creo que el gobierno pueda hacer algo al respecto, porque los jueces son un poder aparte y el Congreso tampoco. Nosotros no podemos ordenarles que se comporten correctamente a los Ministros de la Corte ni a los Magistrados o jueces. No les podemos hacer esa recomendación de que que piensen que tienen una deuda con la represión. no solamente con el 68 sino con todas las represiones y los crímenes de Estado en los que nunca han hecho nada.

Tú no eres nadie para echarme del PRD: Pablo Gómez a Barrales