Gobierno Federal
06_sha_iran_mexico_notas080120_ct.jpg
Fotos: Gobierno Pahlavi/INEHRM

Así vivió el sha de Irán en México: mansión, escoltas y platos de oro

Mié 08 Enero 2020 13:29

En medio de las tensiones entre Estados Unidos e Irán, el presidente Andrés Manuel López Obrador se pronunció por solucionar los conflictos internacionales de manera pacífica y mediante el diálogo. Recordó que la política exterior mexicana se ha conducido con una postura de neutralidad: “no a la guerra, sí a la paz”, pero hace 41 años, el sha de Irán, llegó como exiliado tras la revolución islámica de Irán que derivó en el derrocamiento de la monarquía constitucional de la que fue cabeza durante 38 años, la cual fue controversial por los lujos y excentricidades, incluso durante su exilio en nuestro país.

Llegando en junio de 1979, su estancia se llevó a cabo en la “ciudad de la eterna primavera” Cuernavaca, en el estado de Morelos. Uno de los hombres más ricos del mundo, se dice que durante su paso por México tuvo más de 70 guardaespaldas.

Mohammad Reza Pahleví, llegó al país acompañado de su esposa Farah Diba y su hijo de 18 años. Trascendió que la llegada del sha de Irán a México se dio a solicitud del gobierno estadounidense y la intermediación de otras personalidades como el exsecretario de Estado de EUA, Henry Kissinger; y la intervención de David Rockefeller, presidente del Chase Manhattan Bank de Nueva York, ante el presidente José López Portillo.

De acuerdo con una nota de El País, fechada el 12 de junio de 1979, el entonces canciller Jorge Castañeda y Álvarez de la Rosa confirmó que el sha de Irán recibió el visado para México desafiando con ello la “advertencia del régimen islámico de Irán, que había indicado poco antes que abrir las puertas al exmonarca sería considerado un acto de hostilidad al nuevo régimen de ese país”.

¿Los lujos del sha de Irán?

Según Infobae Reza Pahlaví se asentó en un lugar por avenida Palmira, famosa por sus casas de estilo francés. De acuerdo con gente de la zona, la casa del monarca era la más lujosa de todas: una mansión blanca, con piscina y un salón de baile en la parte baja.

El medio cita que uno de los vecinos del lugar comentó que el Sha de Irán tenía tres anillos de seguridad compuesto por 72 personas. Así el primer círculo, por ende el más cercano, se conformó por 12 personas iraníes; el segundo contaba con 20 agentes estadounidenses; mientras que el último se compuso de 40 mexicanos.

Otra anécdota respecto a la estancia del Sha por Cuernavaca es que en un momento se realizó una cena de honor la cual se realizó en Casa Morelos -la residencia oficial del estado- y la cual contó con la asesoría de chefs estadounidenses y con alimentos y vinos comprados en el extranjero y trasladados a México en avión privado.

Asimismo platican que al monarca y su hijo se les veía públicamente solo en dos lugares: el Racket Club, donde jugaban tenis y el restaurante del hotel "Las Mañanitas", famoso por dar hospedaje a celebridades como un joven príncipe Felipe de España y la actriz Marilyn Monroe, entre otros.

Luigi Araujo, gerente de “Las Mañanitas”, y cuyo padre fue uno de los chefs que alguna vez preparó alimentos para el monarca, comentó que debido a los problemas de salud el sha siempre pedía que “le prepararan algo especial”; mientras su hijo era admirador de la comida mexicana y pedía sopa de tortilla.

"Al ser una persona pública y de la política y en algunos lugares no bien visto, muchas veces optó porque le lleváramos la comida a su casa. Mi padre iba y le cocinaba allí. Siempre quería que se la sirvieran en sus platos especiales bañados en oro. Solamente podían entrar dos personas a la cocina, cocinarle y una persona de confianza se lo llevaba a la mesa", comentó Luigi Araujo.

Mohammad Reza Pahlaví salió de México y tras ser diagnosticado con cáncer murió en El Cairo, Egipto el 27 de julio de 1980.

PRI y PRD coinciden con AMLO en apostar al diálogo en pleito EUA-Irán