Gobierno Federal
10_amlo_herrera_olga_durazo_230720_km.jpg
Fotos: Cuartoscuro.com

Contradicciones de AMLO y su gabinete: Herrera, Durazo y Espriú

Jue 23 Julio 2020 14:42

Durante el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador se han producido contradicciones entre él, su gabinete y el partido Morena. A pesar de que la comunicación masiva hacia afuera es efectiva y logra adueñarse de la agenda mediática, la comunicación interna entre los integrantes de su grupo político a menudo se ve interrumpida por las discordancias entre opiniones e información que no empatan con las ideas del presidente.

Diferentes versiones

La lista de ejemplos en la falta de coordinación al interior es amplia. En alguna ocasión, López Obrador negó el incremento de la violencia de género, mientras que la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez, Cordero señaló que esta se había elevado en un 60 por ciento.

El secretario de Hacienda, Arturo Herrera, ha sido víctima en por lo menos un par de ocasiones de la discordancia entre sus declaraciones y las opiniones del presidente. En apariciones ante los medios de comunicación, Herrera dijo que el COVID-19 provocaría una recesión por el recorte del Producto Interno Bruto, pero el mandatario aseveró que no se presentaría tal escenario. Recientemente, López Obrador volvió a contradecir las declaraciones de Herrera respecto a las utilidades que tendría el uso del cubrebocas para ayudar en la recuperación económica. Ante los dichos, AMLO aseguró que le parecía una postura exagerada.

amlo_diferencias_arturo_herrera_la_101019

La poca coordinación interna se hizo evidente entre dos integrantes del gabinete de Andrés Manuel. El secretario de Turismo, Miguel Torruco, declaró que el aeropuerto de Santa Lucía se construirá en los próximos tres años y que sería utilizado para recibir los vuelos extranjeros. Horas más tarde, el titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, aseguró que la información proporcionada por Torruco, era falsa.

Las confusiones de Jimenez Espriú no se limitaron a temas de aeropuertos. También lo hizo con los aviones. Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador propusiera una rifa a cargo de la Lotería Nacional con seis millones de “cachitos” para vender el avión presidencial, Javier Jiménez Espriú, secretario de Comunicaciones y Transportes, señaló que no era factible. Cuando se le aclaró que la propuesta de la rifa la anunció el presidente en su conferencia de prensa matutina, reconoció que no lo había escuchado, y entonces pasó de la imposibilidad, a ofrecerse a comprar algunos cachitos de la rifa del presidente.

Pero quizá, lo más preocupante es el teléfono descompuesto que comunica a los integrantes del gabinete de seguridad. La captura y posterior liberación de Ovidio Guzmán López, hijo de Joaquín ''El Chapo'' Guzmán, en Culiacán, Sinaloa, causó confusión en todos los niveles del gobierno federal. El primer dato oficial se dio en voz de Alfonso Durazo, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana. Luego, el presidente Andrés Manuel López Obrador y la Sedena contradijeron a Durazo al asegurar que se trató de un operativo derivado de una orden de aprehensión con fines de extradición contra Guzmán López.

De nueva cuenta, hace unos días, luego de darse a conocer un video en donde hombres armados dicen ser integrantes de Cártel Jalisco Nueva Generación, la Sedena y el secretario Alfonso Durazo se contradijeron en sus declaraciones. Por un lado, el General Luis Crescencio Sandoval titular de la Secretaría de la Defensa Nacional, indicó que el grupo que presumió dos videos es una célula que lidera Juan Carlos González, conocido como “R3”. En tanto el secretario de Seguridad Durazo, aseveró que no existe grupo criminal alguno con capacidad para desafiar exitosamente a las fuerzas del gobierno, asegurando que es un “evidente montaje”.

A pesar de ser un ente autónomo, el cruce de declaraciones entre la Fiscalía General de la República y el presidente Andrés Manuel López Obrador confundió acerca de la verdadera situación legal de Emilio Lozoya desde su llegada a México.

lozoya_extradicion_mexico_300620.jpg

Durante la mañanera que se realizaba en Manzanillo, Colima, surgió la duda sobre el paradero de Lozoya, pues López Obrador tuvo información de que el exdirector de Pemex se encontraba en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México e incluso adelantó que su primera audiencia se realizaría a mediodía. Sin embargo, el secretario de Seguridad, Alfonso Durazo, tuvo que corregir esa información y apuntó que Lozoya sí llegó al Reclusorio Norte, pero luego de una revisión médica tuvo que ser trasladado a un hospital privado por padecer anemia y problemas en el esófago. Hasta el momento, no se sabe si la condición de Lozoya es de testigo protegido como lo afirma AMLO o se mantiene en condición de detenido por parte de la Fiscalía.

2 regaños de AMLO en la mañanera: a Herrera y legisladores de Morena