Partidos Políticos
Gil_5_1200_080718.jpg
Cuartoscuro PAN necesita amnistía interna para reconciliarse: Gil Zuarth
Mié 08 Agosto 2018 01:00

Roberto Gil Zuarth, senador con licencia y posible aspirante a la presidencia nacional del PAN, dijo que el partido necesita reconciliación y probablemente una amnistía interna para dejar atrás las fisuras que dejó la elección. En entrevista con Político.mx, señaló que el Frente formado con el PRD y MC ya se extinguió pues solo fue para acomodar tres candidaturas: la de Ciudad de México, Jalisco y la presidencial. 

Se le preguntó a Gil Zuarth si considera que la actual dirigencia nacional del PAN piensa en evitar que se postule o gane presidir al partido. 

"Creo que la dirigencia actual debe hacer una reflexión sobre qué papel quiere jugar en este proceso, si quiere doblar la apuesta y mantener los privilegios que hoy explican el resultado electoral; creo que la organización estará en un proceso de descomposición que quizá no tenga remedio. Pero si la dirigencia actual reconoce que tiene una responsabilidad, más allá de mantener su presencia o la de su grupo dentro del partido, y que esa responsabilidad es liberar al PAN de todas las inercias, de todos los ciclos perversos que hoy explican el resultado electoral, si asume esa responsabilidad creo que podrá hacer una contribución esencial al futuro del partido. Es muy tentador para la actual dirigencia imponerse de nueva cuenta, aprovechar las ventajas que tiene al ostentar el poder interno para mantener las cosas como están y para que se genere una nueva dirigencia afín por otros tres años, pero eso será a costa inevitablemente de la muy probable destrucción del partido. 

He hablado de que el partido necesita reconciliación, de que el partido necesita una especie de amnistía interna, de que el partido necesita un proceso de sanación. Todos somos responsables de lo que ha pasado porque esto no es solamente la crisis de una campaña o la crisis de una dirigencia, estamos frente a una crisis estructural del partido que tiene ya algunos síntomas desde hace más de una década Tenemos que reconocer que estamos frente a una crisis estructural del partido y que para resolverla tenemos que hacer una contribución, y lo primero que hay que hacer es saber fijar entre nosotros las nuevas condiciones de convivencia…”. 

Gil_5_770_080718.jpg

Gil no ha dicho si se va a postular para la presidencia del PAN pues espera a la convocatoria; se le cuestionó si ya tomó una decisión para lanzarse. 

“He dicho que estoy en un proceso de reflexión personal pero también de reflexión con algunos panistas del país, de todas las generaciones, de la historia, de todas las corrientes, creo que hay que empezar a hablar de un nuevo partido, una nueva gobernabilidad basada en el entendimiento y reconocimiento de nuestra pluralidad interna. Una de las cosas de las cuales depende mi propia posición con respecto a participar es que creo que no se puede simplemente pretender ser, sino analizar si hay condiciones para hacer, para rehacer la institucionalidad del partido, para rehacer el programa del partido, para rehacer nuestras condiciones políticas de frente al futuro. 

No es únicamente el propósito de ser presidente de esta organización, sino en qué condiciones uno va a poder transformar la organización. Para mantener el estatus quo, para mantener las inercias, para mantener los vicios que hoy tienen a la organización en estas circunstancias, pues simplemente sería un fracaso no solamente personal, sino también del propio partido. Estoy platicando con varios liderazgos del partido para ver si es posible construir una plataforma de competencia, una nueva mayoría dentro del partido, que se proponga, sobre todo, más que repartirse cargos y puestos, que se proponga la transformación integral del PAN.

Gil_4_770_080718.jpg

Otros panistas han levantado la mano abiertamente para dirigir al partido: Rafael Moreno Valle, Marko Cortés, Francisco Búrquez, Jorge Luis Preciado, Ernesto Ruffo. Se le pidió a Roberto Gil una opinión de los proyectos y grupos que representa cada uno.

“Hay que reconocer que el partido es un partido plural y la pluralidad no es riesgo, la pluralidad es riqueza, en la medida de que reconozcamos que todos tenemos parte de razón podemos construir de mejor manera una visión de conjunto; no le temo a la pluralidad, al contrario, creo que la pluralidad es nuestra mayor de las fortalezas. También creo que la pluralidad la debemos procesar sobre la base de reglas, sobre principios, sobre valores compartidos, sobre nuestra institucionalidad. Una de las cosas que ha asfixiado la pluralidad en el partido es que hemos olvidado nuestros procesos democráticos, que hemos olvidado las reglas que antes nos pacificaban hacia adentro, la responsabilidad de arbitraje que tenía la dirigencia nacional frente a todas las expresiones legítimas dentro del partido, la pluralidad puede ser nuestro motor de transformación, si y solo si, le damos cauce institucional.

No creo en la exclusión, creo en la inclusión, y también creo que es momento de que sobre la base de nuevas formas de convivencia saquemos lo mejor de cada uno de nosotros”.

11 politicos dirigencia pan

Diversos actores como Luis Felipe Bravo Mena e incluso Francisco Búrquez han vaticinado una posible desaparición del PAN si no hay cambios relevantes dentro del partido, se le preguntó a Gil Zuarth si comparte esa opinión. 

“Creo que el partido es un partido fuerte, es un partido que tiene una historia, un profundo arraigo social por ser el más longevo del país, es el partido con mayor historia en términos de contribución democrática, con un ideario firme. No soy tan pesimista, lo que sí creo es que si no hacemos las cosas bien seguiremos en esta ruta de marginación. El problema mayor del PAN es que teniendo todo lo que tiene a su favor, historia, valores, tradición ideario, poco a poco nosotros mismos nos hemos ido marginando de la vida política, haciendo mal las cosas. 

El peor riesgo que tiene el PAN es el suicidio, es el riesgo de que no logre situarse correctamente en el sistema político y que se convierta simplemente en una oposición testimonial. Nosotros somos nuestro mayor riesgo, nosotros mismos somos nuestro mayor peligro, por eso tenemos que reencontrar las causas esenciales de nuestra participación en política, pero también todo ese bagaje histórico, todo ese bagaje de valores. Hay unos que hablan de refundar al PAN, yo creo que el PAN está bien fundado, no es la culpa de nuestros fundadores; no es la responsabilidad de Don Manuel (Gómez Morín), de Luis Calderón Vega o de González Torres lo que nos tiene en este escenario, sino la responsabilidad de las generaciones que siguieron. Lo que nosotros tenemos que hacer es reencontrar el origen de este partido, yo creo que el origen del PAN está en básicamente tres cosas: ideas, institucionalidad e integridad, honestidad como divisa de nuestra participación en política, si nos encontramos con estas tres “i” que están en nuestra historia el partido tendrá futuro, pero si no reconocemos que tenemos que reanimar, reencontrar las razones esenciales de existencia de este partido, seguiremos siendo una fuerza testimonial y muy probablemente una fuerza política marginal”.

Gil_3_770_080718.jpg

Durante la campaña electoral, Gil fue criticado dentro del PAN por solicitar se escuche a AMLO y tratar de entender por qué los ciudadanos veían al morenista como opción. Político.mx le preguntó cómo era su relación con el próximo presidente de México. 

No, no tengo relación personal, ni política, no he tenido ninguna condición en la que se haya prestado para eso; he dicho durante mucho tiempo, a costa de muchas críticas dentro del PAN, que había que escuchar las razones de las bases que estaban volteando a ver a Andrés Manuel López Obrador y que no era por la ruta del miedo, como así se hizo, que podríamos ser un adversario potente frente a Andrés Manuel, sino escuchando cuáles son las exigencias del electorado que lo está volteando a ver. 

Es el presidente más fuerte de la historia democrática en nuestro país, el presidente más votado con condiciones políticas que ningún presidente en nuestra historia moderna ha tenido: mayorías en ambas cámaras en el Congreso y en los congresos locales; hay que reconocer que el ciudadano le dio un mandato claro y contundente y le dio condiciones para llevar a cabo ese mandato. El PAN tiene que decir claramente de qué lado de ese mandato va a estar, estorbando acríticamente o cooperando en aquello que sea necesario para satisfacer las necesidades y expectativas de la gente, pero también señalando lo que sea incorrecto, proponiendo la alternativa. Ser una oposición de propuestas, no una oposición de ocurrencias, sino una oposición de diagnósticos y de posiciones firmes, estables, verificables, basadas en evidencia, una oposición que no se quede únicamente con él “No” sino diga cómo “Sí”, una oposición que en lugar de contar los muertos como pasó en los últimos años, cuente el número de policías que hay en la calle; una oposición que no tenga ningún tipo de rubor para negociar y pactar con el gobierno porque no pacta presupuestos sino porque pacta políticas públicas ideales, una oposición que sabe ser crítica pero al mismo tiempo sabe reconocer que hay un mandato democrático claro que es el marco de referencia de todas las opciones que estamos en la competencia electoral. Creo que el PAN tiene que saberse asumir como una oposición leal a la República, pero también como una oposición firme, decidida y determinada.

amlo_discurso_bb060818.jpg

Finalmente, le preguntamos si el Frente por México (coalición formada por PAN, PRD y MC) tendría futuro con Roberto Gil como presidente blanquiazul. 

El Frente ya se extinguió, el Frente solamente fue una ocurrencia para arreglar, acomodar candidaturas, no era una opción o una alternativa ideológica programática de largo plazo, solo sirvió como mecanismo para obviar los procesos internos y acomodar tres candidaturas: una en la Ciudad de México, una presidencial y una en Jalisco. No tenía más sustancia y no tiene más futuro. El PAN es el eje de la oposición en este país, debe ser el eje de la oposición en este país, y hay que hablar con todos aquellos que quieran concurrir en la responsabilidad de evitar la concentración del poder y de perder las libertades políticas, económicas y sociales, con el PRD, con Movimiento Ciudadano o con el que sea, pero el PAN se tiene que asumir como el eje de la oposición. 

Esa es nuestra responsabilidad histórica.

Ernesto Cordero impulsa a Gil Zuarth para dirigir al PAN