Morena en Senado se comprometió a endurecer castigos contra la violencia vicaria, un fenómeno creciente

Hay cerca de 6 mil madres cuyos hijos fueron sustraídos por el padre, muchas veces por no pagar la pensión alimentaria o por hacer daño a la pareja.

Morena en Senado se comprometió a endurecer castigos contra la violencia vicaria, un fenómeno creciente
Conferencia José Narro senador Morena
@NarroJose

El senador de Morena, José Narro, se comprometió a impulsar una legislación sobre la violencia vicaria, a fin de que ese delito se tipifique como grave y amerite prisión preventiva oficiosa. En una reunión con integrantes de la Red Nacional de Colectivas de Violencia Vicaria resaltaron que este tipo de violencia ha existido durante décadas, pero hasta ahora se está visibilizando para poder atenderse. Expusieron casos de hijos secuestrados por sus propios padres y las batalla de sus madres por recuperarlos, ya que se aprovechan los vacíos legales para actuar con impunidad.

Testimonios. Mildred Sainz, integrante de la Red, reveló que hay cerca de 6 mil madres cuyos hijos fueron sustraídos por el padre, muchas veces por no pagar la pensión alimentaria o por hacer daño a la pareja, u obtener algún beneficio económico, aunque hay un número superior de mujeres que están en esa situación y no pueden alzar la voz.

Se contó el caso de Janet Kanan Farca, quien pudo recuperar a sus tres hijos, luego de que el padre los sustrajo de su domicilio y los trasladó a Nuevo León, con la intención de sacarlos del país.Sin embargo, con el respaldo del titular de la Fiscalía General de la República (FGR), la emisión de la Alerta Amber y boletinando el caso a través de la Interpol, la madre puro reunirse con sus dos hijas y con su hijo que padece autismo.

Compromiso. El senador José Narro , señaló que tendrá el apoyo que requiere, como se ha hecho con otras mujeres que padecen violencia vicaria y se comprometió a impulsar la legislación requerida “ para eliminar las agresiones físicas, psicológicas, emocionales y económicas contra la mujer”. En ese contexto, consideró muy importante esta lucha de ellas y de los colectivos por acabar con estas prácticas y la vieja cultura patriarcal de persecución, discriminación y abandono”.

Al respecto del caso de Kanan Farca, el legislador resaltó que el padre e “usó a los hijos como moneda de cambio, para tener privilegios”. Es decir, agregó, los mantuvo como rehenes para obtener bienes materiales, en este caso una casa , sin importar los efectos sicológicos y emocionales para los menores.
Con información de La Jornada