Porfirio Muñoz Ledo celebró que los integrantes de la oposición se estén organizando para la elección de un candidato de coalición, así como que propongan este tipo de gobierno para el 2024 y auguró que el candidato estará elegido en tres meses.

En entrevista telefónica con el medio El Universal, el político dio el visto bueno a que los miembros de la oposición buscaran organizaciones políticas más complejas para una sociedad más compleja.

“Me da mucho gusto que la oposición comience a echar andar un procedimiento que está en la ley hace muy poco, se reformó la ley para dar amplitud (...) para crear gobiernos de coalición“, aseguró.

Político MX te recomienda: Monreal responde a Muñoz Ledo: 'decidí luchar en Morena, no tengo plan B'

Dicha reforma fue añadida durante el gobierno de Enrique Peña Nieto “a propuesta del PRI”, destacó el exlegislador. El aplauso viene porque esto, a su parecer, va más allá del “autoritarismo primitivo, que ya nadie lo quiere y nadie tiene esa capacidad de imponerlo”.

También indicó al Universal que veía más facil que los miembros de la oposición llegaran a un acuerdo para el nombramiento del candidato que encabezará la coalición Va por México que a Morena manteniéndose unido.

Pues comentó que los aspirantes a la presidencia por parte del guinda estaban buscando a su modo un camino por la legalidad, lo que complicaba el que un grupo o personas mantuvieran el control de la hegemonía en el partido guinda.

“Es más fácil que la oposición se una en este momento, al que le será difícil llegar a un acuerdo es al partido mayoritario”, señaló.

Mientras que sobre el papel que el Movimiento Ciudadano estaba tomando con el nuevo pleito con el PRI, aseguró que el partido naranja estaba jugando a cachar un candidato de algún otro partido.

“Si tuviera un candidato propio MC ya lo hubiera presentado. Pienso que está cachando a un candidato de otro partido, ya les ofreció el PAN ir con ellos, tratan de jugar como el Joker en la baraja”, declaró.

Cabe señalar que en la oposición, los dos candidatos más fuertes, Santiago Creel y Lilly Téllez se encuentran confrontados para ver quién es la persona con mayor capacidad de liderazgo y preferencia, lo que ha dividido al PAN.