Nancy Pelosi visita Taiwán: honra compromiso de EUA de apoyar la democracia

Nancy Pelosi aseguró que con su visita a Taiwán se honra el compromiso de Estados Unidos de apoyar la democracia.

Nancy Pelosi visita Taiwán: honra compromiso de EUA de apoyar la democracia
​La visita de Pelosi es la primera oficial de un presidente de la Cámara de Representantes en 25 años.
Foto: Gage Skidmore / Wikimedia Commons

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, desafió las advertencias de China y visitó Taiwán durante la gira que realizó por Asia. Sobre su presencia en Taipéi, la demócrata aseguró que honra el compromiso de Estados Unidos de apoyar la democracia.

“La visita de nuestra delegación del Congreso a Taiwán honra el compromiso inquebrantable de Estados Unidos de apoyar la vibrante democracia de Taiwán”, expresó Pelosi en una declaración en la  primera visita oficial a Taiwán de un presidente de la Cámara de Representantes de EUA en 25 años.

Pelosi y su comitiva aseguraron que las conversaciones con los líderes de Taiwán se centrarán en reafirmar nuestro apoyo a nuestro socio y en promover nuestros intereses compartidos, incluida la promoción de una región del Indo-Pacífico libre y abierta.

Asimismo reiteró que “la solidaridad de Estados Unidos con los 23 millones de habitantes de Taiwán es más importante hoy que nunca, ya que el mundo se enfrenta a una elección entre la autocracia y la democracia”.

Además, advirtió que la visita no contradice la política de larga data de Estados Unidos, guiada por la Ley de Relaciones con Taiwán de 1979, los Comunicados Conjuntos de Estados Unidos y China y las Seis Garantías.

“Estados Unidos continúa oponiéndose a los esfuerzos unilaterales para cambiar el statu quo”, refirió.

¿Cuál es el conflicto?

La visita de Pelosi a Taiwán, considerada como una provincia rebelde por el gobierno chino, ocurre en un momento en que las relaciones entre Estados Unidos y China están en un punto bajo.

El conflicto entre China y Taiwán data de 1949, cuando fuerzas comunistas triunfaron en la guerra civil contra los nacionalistas, que se exiliaron en Taiwán, aunque Taipéi y Beijing se reconocen como “una China”, hay una discrepancia entre quién es la autoridad legítima. 

Beijing por su parte, reclama la soberanía de Taiwán y no descarta que en algún punto invada a la isla, por lo que ante la posibilidad de que Pelosi arribara, China ya había advertido que responderá con “contundencia”.

Y es que Estados Unidos y China son las dos mayores potencias económicas del mundo y cuentan con tensiones geopolíticas en el océano Pacífico, debido a la rivalidad comercial entre ambas.