PRI en CDMX propone instalación de alcoholímetros en entradas de estadios tras riña en Querétaro

Fausto Manuel Zamorano Esparza, diputado local del PRI, planteó la instalación de un alcoholímetro en las entradas de los estadios y centros deportivos de Ciudad de México.

PRI en CDMX propone instalación de alcoholímetros en entradas de estadios tras riña en Querétaro
PRI en CDMX propone instalación de alcoholímetros en estadios

Fausto Manuel Zamorano Esparza, diputado local del PRI, planteó la instalación de un alcoholímetro en las entradas de los estadios y centros deportivos de Ciudad de México, así como restringir la venta de bebidas alcohólicas al interior y fuera de las instalaciones. Todo ello con el fin de prevenir la riña registrada en La Corregidora, en Querétaro. 

Se trata de una iniciativa para reformar el  artículo 27 de la Ley para Prevenir la Violencia en los Espectáculos Deportivos de la capitalina, con lo que se le otorgaría facultades a la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) para restringir la venta de bebidas alcohólicas al interior del recinto deportivo y sus inmediaciones.

Y la SSC podría instalar alcoholímetros en todos los accesos de los recintos deportivos, para garantizar que ninguna persona ingrese en estado de ebriedad, y a quienes incurran en esta falta se les impondrá un arresto de 72 horas y multa de entre 15 y 25 Unidad de Medida y Actualización (UMA’s), equivalentes a 1,380 y 2,500 pesos, respectivamente.

Además contempla sanciones para los recintos deportivos, el cual le impediría organizar de uno a cinco espectáculos deportivos de la misma naturaleza, en función del calendario correspondiente y en caso de incumplir las disposiciones contenidas y les impondrán sanciones económicas de entre 1000 y 6000 UMA´s, equivalentes a 96 mil y 552 mil pesos, respectivamente.

Lo último. Este fin de semana, la Fiscalía General del Estado de Querétaro dio a conocer que se obtuvieron de un juez de control otras 11 órdenes de aprehensión, con las que ya suman 40 mandatos judiciales por este caso, registrado el pasado 5 de marzo durante el partido Querétaro contra Atlas.  

Con información de El Universal.