Sheinbaum destaca avance del 90% en planta de carbonización hidrotermal en Bordo Poniente

Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de Ciudad de México, dio a conocer que la planta de carbonización hidrotermal en el Bordo Poniente tiene un 90% de avance, de cuyo proyecto afirmó que esa demostración de que creen en las energías renovables.

Sheinbaum destaca avance del 90% en planta de carbonización hidrotermal en Bordo Poniente
Sheinbaum destaca avance del 90% en planta de carbonización

Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de Ciudad de México, dio a conocer que la planta de carbonización hidrotermal en el Bordo Poniente tiene un 90% de avance, de cuyo proyecto afirmó que esa demostración de que creen en las energías renovables y que demuestra que “con la reforma eléctrica impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, la transición energética es posible”. 

“Pero lo que hace es la basura orgánica convertirla en electricidad a través de gasificación y en pellets de carbón, carbón vegetal, ¿Qué se puede hacer con ese carbón vegetal?, pues muchas cosas, se pueden enterrar y eso ayuda porque se captura el CO2 de la atmósfera y queda capturado, o se puede quemar en carboeléctricas de Comisión Federal Electricidad, o en plantas cementeras”, indicó la funcionaria. 

¿Por qué es importante? Sheinbauma Pardo, en el recorrido de supervisión, detalló que la planta de carbonización hidrotermal se desarrolla de manera conjunta con la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la Secretaría de Energía (Sener) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Agregó que la planta de carbonización hidrotermal transforma la basura orgánica en electricidad y pellets de carbón vegetal de cero emisiones de gases de efecto invernadero, la cual forma parte del eje Basura Cero del Programa ambiental y de cambio climático en Ciudad de México. 

Por su parte, el investigador titular del Instituto de Ingeniería de la UNAM y coordinador del proyecto, Luis Agustín Álvarez-Icaza Longoria, destacó que la planta tiene la función de aprovechar los residuos secos a través de un proceso de gasificación para generadores eléctricos, así como residuos húmedos que serán convertidos en carbón. 

Con información de Milenio