El gobernador de Coahuila, Manolo Jiménez, echó porras a la virtual presidenta electa, Claudia Sheinbaum, y al presidente Andrés Manuel López Obrador, durante su visita a San Juan de Sabinas para la presentación del Plan de Justicia para Pasta de Conchos.

El mandatario estatal manifestó su agradecimiento con López Obrador por "su compromiso en la búsqueda de justicia y reparación" para las familias de los más de 60 mineros que quedaron atrapados el 19 de febrero de 2006 cuando ocurrió la tragedia en la mina Pasta de Conchos.

Asimismo, felicitó a Sheinbaum por su triunfo electoral del 2 de junio y destacó que haya elegido el estado de Coahuila como la primera entidad que visita como virtual presidenta electa.

Ante esto, los asistentes comenzaron a gritar "Claudia, Claudia, Claudia", por lo que Jiménez Salinas se sumó también a las porras.

Momentos después, resaltó la relación "armoniosa" y de "respeto" entre el titular del Ejecutivo Federal y el gobierno estatal.

Como reacción a sus dichos, el público lanzó gritos de "Es un honor estar con Obrador", provocando que el gobernador sonriera.