El candidato presidencial de Movimiento Ciudadano, Jorge Álvarez Máynez, aprovechó esta mañana para salir a jugar fútbol con su hijo Luciano en la plaza Río de Janeiro, ubicada en la colonia Roma, previo a la apertura de casillas.

Al ser cuestionado por la prensa, dijo que espera que la gente salga a las urnas para emitir su voto.

Y también dijo que la “guerra sucia” en su contra por parte de la oposición no ha parado.

Finalmente, dijo que se siente “contento” y pidió “jugar limpio” a los partidos en estos comicios.