¿Y la oposición en la CDMX?

Mario Campos destaca la poca presencia que ha tenido la oposición en la capital ante la avanzada morenista

¿Y la oposición en la CDMX?
Ya hay varios aspirantes, pero aún no se define el método para elegir al o la candidata

Tras la contienda por la presidencia de la República y la determinación acerca de la mayoría en el Congreso de la Unión, la próxima batalla crucial para el destino del país se librará en la Ciudad de México. Esta afirmación parece evidente para todos, excepto para la oposición. Es difícil entender que, mientras Morena ya ha comenzado efectivamente la campaña por la capital, la oposición aún no tiene claridad en cómo ni cuándo definirá su candidatura.

Esto es sorprendente por dos motivos. En primer lugar, si hay una región en todo el país donde la oposición tiene condiciones para competir, es en la CDMX. Con la mitad del territorio bajo el gobierno de la coalición PRI-PAN-PRD y con un piso electoral serio, todo indica que podría ser una lucha reñida

A esto se suma la figura de Santiago Taboada, alcalde de Benito Juárez, quien lidera las encuestas y ha ganado más notoriedad tras la partida de Xóchitl Gálvez hacia la candidatura presidencial.

Por eso es desconcertante la indecisión,  que ya ha llevado a un crecimiento en la lista de aspirantes y al surgimiento de tensiones y posibles divisiones que no se contemplaban hace unas semanas.

Con el Presidente López Obrador completamente involucrado en las elecciones, con la ex Jefa de Gobierno como candidata presidencial y con un equipo ya en movimiento apoyando a Omar García Hárfuch, Morena sin duda habrá de emplear todos los recursos a su alcance para mantener el control de la Ciudad.

Hasta ahora sin la resistencia de una oposición que sigue con el pie puesto en el freno mientras su competencia ya está dando las primeras vueltas en la pista.