Mario Campos

La palabra de López Obrador

Mié 15 Agosto 2018 04:00

amlo_prometedor_mario_opinion140818.jpg

En las pasadas elecciones en Estados Unidos, Donald Trump ganó porque contó la mejor historia. Una en la que “América” volvería a ser grande de nuevo, una vez que él pusiera a su país como prioridad, frente a una clase política que había permitido los abusos de cualquiera. 

En contraste, frente a esa narrativa que apelaba a las emociones de millones, su rival Hillary Clinton, prácticamente solo tenía un mensaje: no voten por él.

Hoy en México pasa algo similar. Andrés Manuel López Obrador - y así lo registraba hace poco el investigador y consultor Claudio Flores - ha desarrollado una narrativa poderosa. Basada en la promesa de la Cuarta Transformación, AMLO sigue colonizando el lenguaje político con conceptos como la pacificación, la austeridad o el perdón. De tal forma que promotores y críticos terminan repitiendo sus mismas palabras, ya sea para hacerles eco o para criticarlas.

Y frente a eso, lo que hay es la nada. Pasmados todavía por los resultados electorales, la oposición no encuentra ni voceros ni historias que contar.

Es verdad que el gobierno formalmente aún no ha comenzado, aunque tan pronto como el 1 de septiembre eso ya no será verdad. Desde ese día AMLO tendrá dos poderosas bancadas en las Cámaras de Diputados y Senadores y comenzará a ejercer el poder, ya no solo simbólicamente sino en los hechos. Y mientras su máquina esté funcionando la oposición partidista no tendrá - al menos que se vislumbre - nada que ofrecer.

Es casi un lugar común decir que en la política se gobierna con la palabra, pero no por repetitivo deja de ser verdad. Por eso, si alguien pretende disputarle a López Obrador la hegemonía del discurso público más vale que entiendan pronto que desde su visión ya hay todo un lenguaje para abordar la realidad. Veremos si alguien lo entiende y es capaz de empezar a elaborar una propuesta distinta. De lo contrario, su victoria - al menos en el terreno de las ideas -está asegurada. 

@mariocampos